Caldera de gas: todo lo que necesitas saber

Los equipos de calefacción más convencionales y comunes son los que utilizan gas natural. Funcionan como un sistema de varias partes, que comienza en la caldera que calienta el agua para colocarla en funcionamiento. En este caso hablamos de la caldera de gas, como el corazón del sistema de calefacción.

Si deseas conocer los tipos de calderas: caldera de leña, caldera gasóleo, en nuestro portal también encontraras más sobre el precio kWh, instalación de calderas, el precio del gas en 2019, comprar caldera de gas en 2019 o si se requiere mantenimiento de caldera de gas.

Caldera de gas, clasificación Caldera de gas, funcionamiento Caldera de gas, tipos de Caldera

Cómo funciona una caldera de gas

El funcionamiento va a depender en mucho de las características de la instalación, pero tiene puntos comunes. El primero de ellos es que se asume que debe calentar un fluido para llevarlo a temperatura de arranque. El gas natural entre en la caldera de gas y mediante encendido comienza a hacer su magia. El depósito de agua generalmente se encuentra en la parte superior y todo el sistema, se monta sobre estructuras rígidas. De esta manera se evita el contacto con el suelo, normalmente muy frio.

Por qué una caldera de gas

Es un punto interesante porque se relaciona con la posibilidad de otros sistemas de calefacción como el eléctrico. Pero asumamos que ya decidiste el proceso a través de gas natural, por las siguientes razones. Es más confiable porque la caldera de gas natural es un clásico y todo el mundo sabe cómo manejarla. La caldera de gas tiene, además, la seguridad del suministro y la comercializadora te ayuda en instalación y mantenimiento. Además, la instalación de la caldera de gas, te garantiza cierto grado de seguridad en el desempeño. Al contrario de calderas de gasoil, existe un riesgo reducido en su manejo.

Precios de las calderas de gas

Es un punto importante que hemos revisado en otras entradas. Sin embargo, es necesario retomar un poco de este concepto para establecer una forma de comprender la importancia del precio de una caldera de gas natural. Dependiendo de su tipo y capacidad, el precio de las calderas de gas se encuentre en un rango entre 750 a 2500 euros. Bastante amplio y similar al precio de las calderas de gasoil, solo que estas son más contaminantes.

Caldera de gas, clasificación Caldera de gas, funcionamiento Caldera de gas, tipos de Caldera

Tipos de calderas de gas

En un campo que tiene tanto tiempo en existencia, han confluido dos aspectos, confiabilidad y así mismo, innovación. Por ello, la clasificación de las calderas de gas para calefacción cuenta con una gama interesante de alternativas. A continuación, te mostramos que tantos tipos de calderas hay. En este sitio puedes encontrar información en torno a los costes de cada tipo y las mejores ofertas.

Caldera de agua sanitaria

Se define por un rol único, que es suministrar agua caliente por las tuberías convencionales, generalmente en cocina y sanitarios. El suministro se basa en un intercambiador de flujo de agua que trasvasa a tubería sanitaria, duchas y cocina entre otras.

Caldera de calefacción

No tiene el intercambiador, sino que pasa directamente a las tuberías de calefacción. La temperatura del agua llega al punto en que puede ser administrada al sistema, pasa de la tubería de tránsito a los radiadores. Estos son los puntos finales y permiten la difusión del calor a las estancias. Estos sistemas pueden contar con materiales de alto valor de intercambio de calor y con ello, la caldera trabaja menos.

Calderas mixtas

Dan funcionamiento a las dos actividades señaladas anteriormente, es decir, calefacción y agua caliente. Cuentan con un sistema dual que facilita el tránsito a los elementos de disposición correspondientes.

Tipo de gas utilizado

Existen varios tipos de gas aprovechable, todos son de tipo hidrocarburo asociados al petróleo.

Calderas de gas propano

El propano tiene una característica que lo hace muy versátil. Su punto de congelación es de -44º C. Por esto, se le utiliza en instalaciones externas, debido a su resistencia térmica. La distribución es muy extensa contando con presentaciones a granel o en depósitos más allá de la clásica botella. En este caso, se hace muy útil para las zonas alejadas o para usos industriales.

Calderas de gas butano

Menos versátil que el anterior, debido a que su punto de congelación es de 0º C. Además, sus presentaciones son en botellas o bombonas relativamente pequeñas. Sin embargo, puede utilizarse en calderas en sitios incómodos de acceso.

Calderas de gas natural

Es la más común de las opciones, porque es un sistema de suministro confiable y establecido. Funciona a través de la red de suministro y es el menos peligroso para el ambiente, con un riesgo mínimo. Este se relaciona con su peso inferior al aire común, lo que hace que en caso de fuga se escape y diluya.

Otra clasificación

Existe en el mercado una serie de calderas de gas con diferentes mecanismos de aprovechamiento.

Calderas de gas natural por condensación

Teneos calderas de gas por condensación que funcionan aprovechando la humedad relativa del ambiente. Sus precios dependen de la capacidad y diseño. Representan un avance en el manejo medio ambiental y son muy eficientes.

Calderas atmosféricas

Así mismo, las calderas atmosféricas, que absorben el calor del medio ambiente. Su coste es un poco más elevado porque son tecnológicamente más complejas.

Caldera mural

De dimensión reducida ideal para pequeños inmuebles. Su funcionamiento es a partir de quemadores distribuidos a lo largo de la estructura lo que permite mayor eficiencia. La combinación con el aire ambiental es muy justa y por eso, facilita la combustión con la energía esencial, no consume en exceso. Si la intención es el ahorro, ahí tienes la solución.

Calderas estancas

Totalmente selladas trabajan con instalaciones de tubos concéntricos que no permiten la salida de gas. De esta manera reducen el riesgo de fugas y por lo tanto de accidentes en el hogar. Existen algunas marcas como las calderas de gas Junkers que tienen modelos que, además, armonizan con el espacio.

Calderas NOX

Las más ecológicas, son similares a las estancas, pero tienen un sistema que reduce a la mínima expresión las emisiones nocivas. Mucho más costosas, pero se dirigen a un consumo consciente.

Las calderas de gas son una expresión de la evolución de la calefacción desde los tiempos de la chimenea. Existen en variedades que cada día mejoran el rendimiento y su relación positiva con el medio ambiente.

En el vídeo puede ver cómo funciona una caldera a gas.

Contacto

  • 21, calle serrano 25041 MADRID

    Menciones legales

  • Teléfono

    916548279

  • Email:

    animateweb@gmail.com